La concejal de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Albacete, María Gil, ha clausurado este lunes el curso básico de nuevos voluntarios de la Unión Democrática de Pensionistas de Albacete (UDP).

La edil ha acompañado durante la última sesión de formación a los cerca de 30 voluntarios que se han sumado al grupo de personas que asisten a mayores para evitar las situaciones de soledad y aislamiento tanto en las residencias de la tercera edad como en las viviendas privadas.

Estas Jornadas, según la concejal, son “un instrumento muy útil “al servicio de la atención de personas vulnerables como son nuestros mayores, pero también son un instrumento muy útil para todos porque los voluntarios dan “una gran lección de trabajo y solidaridad”.

Por último, la responsable municipal ha dado las gracias a  la UDP, a toda su Junta Directiva y especialmente  a su presidente, Ramón Munera, así como a todas las personas pertenecen a la asociación, “no solo por el excelente trabajo que lleváis a cabo defendiendo los intereses y los derechos de las personas mayores sino también por iniciativas que repercuten directamente en la calidad de vida de las personas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here