CCOO-Industria ha pedido a la empresa cárnica Frimancha de Valdepeñas (Ciudad Real) “extremar la atención a la prevención de riesgos” tras la fuga de amoniaco registrada en la pasada madrugada, que obligó a evacuar a los trabajadores del turno de noche.

Según ha explicado el sindicato, en un comunicado, el gas amoniaco que se utiliza en las máquinas de refrigeración es tóxico y se convierte en un producto inflamable si se produce un escape y la sustancia se mezcla con el oxígeno. “Aunque afortunadamente no ha ocurrido nada grave, hay que extremar las precauciones”, ha comentado Rafael Muñoz Gómez-Pimpollo, de CCOO-Industria Ciudad Real.

Frimancha dispone de un equipo de mantenimiento de sus sistemas de refrigeración así como con dispositivos para la detección de gases y con equipos individuales de respiración para sus trabajadores. Sin embargo, “es la segunda fuga de amoniaco registrada en la industria cárnica valdepeñera en apenas un año, tras la que se produjo el 22 de julio de 2016, que también obligó a evacuar la planta y que tampoco causó víctimas”, tal y como ha recordado CCOO.

“En ambos casos estamos hablando de incidentes industriales que no han pasado a mayores, pero que nos recuerdan que en materia de seguridad nunca se puede bajar la guardia”.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here